¿Cómo aplicar la Alquimia Empresarial?

El comienzo | Historia 1

Llevaba nueve años de haberme graduado como ingeniero industrial desempeñando cargos de asistente y jefaturas en diferentes empresas. Debo reconocer que las experiencias laborales que mas marcaron el esquema y modelo que les quiero compartir, fueron las que tuve en la empresa multinacional del sector gráfico y empaques donde me desempeñé como ingeniero de productividad y jefe de producción y después la que tuve en Gillette, hoy Procter & Gamble, cuyo nivel de exigencia profesional y dinámica de mejoramiento continuo era parte del ADN empresarial.

Seguro habría más elementos a considerar, como la formación en casa, el colegio y la universidad, mas los intereses y aficiones que había construido hasta ese momento. De todos ellos pienso ahora que lo que mas incidió en las historias que voy a contar, es el que definitivamente me fascinaba mi carrera y la oportunidad que me de daba de hacer mas eficientes los procesos, de mejorar las cosas, y el gusto que tenía por los temas de innovación y las nuevas tecnologías. Más adelante todo lo anteriormente descrito me sirvió para forjar lo que hoy yo llamo “Alquimia Empresarial”.

Para ese momento me enfrentaba también a un gran cuestionamiento personal. Estaba estudiando una especialización en administración de empresas y de manera simultánea era profesor de pregrado en la misma universidad y en el mismo programa , enseñando teoría organizacional y planeación estratégica, dando teorías y conceptos de como gerenciar una empresa de manera exitosa sin haber tenido la oportunidad de haber gerenciado ninguna. Me había enganchado también con temas de desarrollo humano y me preguntaba si contando con el tiempo que dormimos, si pasábamos trabajando mas del 50% de nuestra existencia, cómo aplicar un modelo donde nuestra vida laboral fuera también un escenario donde también tuviéramos la oportunidad de crecer y desarrollarnos de manera trascedente y de manera constante como seres humanos. Tenía varias hipótesis para validar en mente, pero nuevamente mientras no fuera gerente o propietario de una empresa no tendría la posibilidad de saber si dichas hipótesis eran verdaderas o no.

Y de un momento a otro… llegó la hora.

En aquel momento no estaba contento con mi trabajo actual y le comenté de mi situación a una compañera de posgrado, ella de inmediato me dijo que en el grupo empresarial donde ella trabajaba estaban buscando un gerente general para una de las empresas del grupo y que le pasara mi hoja de vida. Sin demora al día siguiente se la estaba pasando y en un plazo de quince días después de pasar por el proceso del head hunter y entrevistas con los miembros de la junta directiva fui elegido para desempeñar el cargo. No cabía de la dicha por el nombramiento, el nivel salarial que tendría. Además, ya no utilizaría más el transporte público por el carro de gerencia que me asignarían. Pero en últimas les confieso, que mayor era el susto al darme cuenta de que ya debía pasar de la teoría a poner en práctica todo lo que enseñaba y validar mis hipótesis que tanto pregonaba en mis clases.

Afrontando la duda…el primer cimbronazo

Pasé la renuncia en el empleo que tenía y estando en el tiempo de entrega del cargo, recibí la llamada de vicepresidenta de la junta directiva que me invitaba a conocer las instalaciones de la empresa que quedaba en las afueras de la ciudad. Mi entusiasmo estaba al límite, no lo podía creer, mi pulso cardiaco estaba en 116 en reposo.

Me recogió la VP en su carro y nos dirigimos a la empresa, ella me empezó a describir la empresa, que tenía 55 empleados, que no estaba dando utilidades, que tenían problemas de calidad y de servicio, etc, etc. Cuando llegamos…Ups!.. quede atónito. La entrada de la empresa era como la de una finca con alambres de púas donde la puerta tiene una especie de broche que hay que desenganchar y poner a un lado en el piso para que pasen las bestias, pero en este caso era para que el carro entrara. La parte externa estaba descuidada con un camión de entregas despintado, el pasto muy alto y de plantas solo se veía maleza.

Entramos a la planta de producción y todo era un caos y desorden, no había por donde caminar, había un mezanine donde se veían cajas, muebles y equipos abandonados y abarrotados, los equipos se veían deteriorados y sucios. En fin, estaba en shock.

 Yo tenía en mi mente las imágenes de las plantas de producción donde había trabajado donde todo era impecable, las zonas debidamente marcadas, los pisos pintados, todos los materiales debidamente ubicados y marcados. Inmediatamente pensé con razón no están dando utilidades.

Subimos a las oficinas y el panorama no fue diferente, escritorios desordenados, los teléfonos timbraban y nadie contestaba. A lo lejos escucha que alguien decía, “si es tal cliente que yo no estoy y que su pedido ya casi sale”, cuando otra persona decía : “ni siquiera ha entrado a producción ¿Qué le digo?”.

La VP me presentó a todas las personas, yo observada y me mantenía en silencio, pensando en lo que me había metido y en las opciones que tenía, iniciando por recular y retirar mi carta de renuncia. Sin embargo, también estaba la oportunidad y el saber que cualquier cosa que hiciera se iban a ver los resultados. No me gusta la tauromaquia, pero si hay un termino en el que estoy de acuerdo: “Los buenos toreros se conocen cuando los toros son malos”.

Ya de regreso en el carro de la VP, me preguntó entusiasmada: “¿Qué te pareció? ¿Te gusto?. Me quede un momento pensando que responderle. Finalmente le dije: “Definitivamente hay mucho por hacer”. Lo que no sabía en ese momento es que el reto era mayor de lo que pensaba, vendrían muchos logros, pero también habría que superar muchos obstáculos y aprender de las equivocaciones.

Estimado suscriptor: en esta serie de historias encontrará cómo realizar la Alquimia Empresarial en su negocio para mejorar de manera sostenible la rentabilidad en el tiempo, con casos aplicados en el mundo real de los negocios.

¡Si todavía no te has suscrito, da clic en el botón!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Abrir chat
👋¡Hola!, ¿En qué podemos ayudarte?